EXPANSION 27 OCT
Josep Piqué • Expansión • 27 de octubre de 2020

Josep Piqué: "Estamos destruyendo ya tejido empresarial, precisamente lo que se quería evitar en un primer momento"

I Foro Económico Internacional Expansión

El exministro a cargo de las carteras de Industria, Ciencia y Tecnología o Asuntos Exteriores, Josep Piqué, ha hecho hincapié en que la única manera de combatir la incertidumbre que paraliza las decisiones de los agentes económicos y los ciudadanos es a través de los responsables públicos.

"Los mensajes desde el poder político tienen que ser claros y desde el consenso, dejo ahí esa reflexión y a la vez me pregunto si ese es el camino que estamos siguiendo", ha señalado Piqué durante el Foro Económico Internacional EXPANSIÓN Construyendo un ecosistema centrado en las personas. El futuro Post Covid-19 que se celebra hoy y mañana en Alcalá de Henares, Madrid, en colaboración con The European House Ambrosetti y que ha contado con el patrocinio de Abertis, BBVA, Comunidad de Madrid, EY, Mastercard, Naturgy, Salesforce, Sanitas, Santander y Unicaja.

Una vez lanzado este mensaje, Piqué ha enmarcado su discurso en un hecho que para él determina el futuro: "Lo que está sucediendo ahora es lo que queríamos evitar en el primer momento de la pandemia: que no se destruyera tejido empresarial. Pero lo estamos destruyéndolo ya, y eso es muy difícil de recomponer".

Piqué ha destacado que la que estamos viviendo "no es una crisis de precios, es una crisis de cantidades, porque hemos confinado a la gente en su casa y se ha producido primero una parálisis de oferta que ha generado una crisis en la demanda agregada".

"Creímos que podíamos puentear la crisis, pero no ha sido así".

"Y partíamos de una creencia para resolver eso: que esto iba a ser cortito, que iba a durar un trimestre, que a lo mejor había una segunda ola en otoño, creíamos que podíamos puentear la crisis insuflando enormes cantidades de recursos. Pero esto está durando mucho más y en unas circusntancias que no preveíamos. Creíamos que en verano bajaría la virulencia, que habría un resurgir del turismo, y parecía que podía ser así, pero después la realidad nos la ha desmentido. Ahora no vemos el horizonte de salida. Lo que nos transmite el Gobierno cuando dice que hay que mantener un estado de alarma hasta abril -aunque sea necesario- es que de momento no podemos salir", ha proseguido.

"Sin Bruselas ahora estaríamos en 'default' negociando con el FMI" En esta situación, ha continuado, "no conozco ningún episodio en el que una política expansiva de monetización del déficit haya terminado mal. Lo que necesitamos un proyecto a largo plazo, que ofrezca visión estratégica a los agentes económicos".

Y en este sentido, lanzando un claro mensaje a los euroescépticos, se ha preguntado retóricamente qué habría hecho los españoles "si no tuviéramos el euro, el apoyo del BCE comprando toda la deuda para poder acudir a los mercados en condiciones de normalidad. Si no estuviéramos sometidos a la burocracia bruselense, como piden algunos, ahora estaríamos como algunos países para nosotros muy queridos, en default negociando con el FMI a ver cómo negociamos nuestra deuda y a ver cómo negociamos nuestro futuro".

"Los fondos europeos son para invertir, no para gastar" Por eso, ha argumentado, "tenemos que responder a esa ayuda europea, saber cuáles son los proyectos en los que se invertirán los fondos comunitarios: el Next Generation no son fondos para gastar, son fondos para invertir, y desde luego no para cumplir con programas electorales, algo que nunca tiene sentido, pero mucho menos actualmente".